Anunciado nueva serie de animacion Team Sonic Racing Overdrive

Nueva serie de cortos de animación inspirados en Team Sonic Racing


El panel del SXSW de Sonic se ha definido como el lugar para las noticias favoritas de los amantes de la animación. Fue el lugar donde el año pasado nos revelaron Sonic Mania Adventures, y este año vuelven a repetir la jugada con Team Sonic Racing Overdrive.

Team Sonic Racing Overdrive es una miniserie animada de dos episodios inspirados en Team Sonic Racing, es decir, protagonizado por el elenco de Sonic moderno, algo que muchos fans estaban esperando. Realizado por Tyson Heese en colaboración con Neko Productions, al igual que Sonic Mania Adventures.

Cada episodio durará unos 5 minutos, habiendo sido mostrado el primero en exclusiva en el mismo panel ( y estando ya disponible en las redes sociales de Sonic). El segundo llegará en Abril.

A continación podéis ver el primer episodio.


Team Sonic Racing tendrá personalización de vehiculos

Personaliza tu vehiculo a tu gusto, hasta el ultimo detalle

No era algo que no se supiese, pero al fin tenemos el anucio oficial de la personalización de behículos en Team Sonic Racing.

Se filtró en un stand publicitario japonés, pero en el panel del SXSW 2019 Aaron Webber y Takashi Iizuka han confirmado que efectivamente el juego contará con esta fución, y han dado mucha información al respecto asi como un trailer.

En el trailer podemos ver como podemos personalizar todos los vehículos del juego a través de piezas que podremos comprar con los puntos que servirán como moneda deltro del mismo. Estas piezas servirán tanto para mejorar el rendimiento de los coches como para modificar su aspecto hasta niveles insospechados: Desde el color de la carrocería hasta la posibilidad de cambiarle el sonido de la bocina o incorporar vinilos para realizar nuestros propios diseños.

También se confirma un nuevo circuito, Bingo Party, inspirado en Bingo Highway de Sonic Heroes. Se ha mostrado el remix musical que sonará en dicho circuito.

Pueden ver ambos vídeos a continuación.





Opinión: La bestia que no me altera


¿Polémica? ¿Qué polémica?

Era solo cuestión de tiempo que se desvelase el aspecto de la criatura azul peluda que algunos llaman “el Sonic de la película”, y para variar ha sido a través de una filtración. Ya sea algo premeditado buscando la reacción de la gente (como sugería el propio Yuji Naka), o un simple desliz provocado por empeñarse en mantener oculto algo que todo el mundo quería ver, por fin hemos visto el diseño que tendrá Sonic en la gran pantalla (al menos una versión casi final de él).

Por descontado al momento se formaron dos bandos opuestos que no dudaron en saltar a las redes a opinar sobre el bicho. Por un lado los del “oh dios mío el horror”, y por el otro los del “ah pues a mí me gusta”. Mientras que otros simplemente parecen haberse resignado al “podría haber sido peor” en lo que es sin duda un alarde de optimismo fruto de meses de desesperación temiéndose lo peor.

La realidad es que el diseño efectivamente podría haber sido peor, mucho peor. De hecho no es el peor aspecto que le hemos visto lucir al erizo, pues basta con ver algunos artworks oficiales de los 90 (si, no todo era tan bonito como lo pintan en Mania), o las atrocidades de algunos cómics de Archie capaces de provocar verdaderas pesadillas. ¿Hace esto que sea un buen diseño para el personaje? No, pero por descontado los extremismos entran una vez más en escena y el término medio vuelve a brillar por su ausencia.

Seguro que pasa de largo si no le prestas atención.

Por delante nos esperan meses de peleas y debates sobre si el diseño está bien escogido o no, o sobre a qué público va dirigido. Pero a mí personalmente se me ha agotado la paciencia para estas cosas, y simplemente he decidido no posicionarme en ninguno de los dos bandos y hacer como quién oye llover.

¿Por qué? Pues porque uno se acaba cansando después de años y años de las mismas historias, de que cada vez que a Sonic se le toca una púa se inflamen las redes con polémicas que no llevan a ninguna parte. Ya tuvimos bastante con el tema de Sonic Boom, viendo como conocidos de hace años no dudaban en tirarse al cuello de sus amigos simplemente por gustarles o no gustarles un diseño.

Al fin y al cabo solo es “otro Sonic más”, uno de los tropecientos que hemos tenido a lo largo de todos estos años. Un mes después de estrenarse la película a nadie le importará lo más mínimo el tema, y simplemente quedará en el recuerdo como tantas otras cosas que llenaron las redes de polémicas absurdas.

De todo se aprende.

Es por esto que he decidido decir “basta”, esta vez no. Si los demás se quieren liar a pedradas en las redes por el estúpido diseño de un personaje de una película para niños, adelante. Pero yo personalmente estoy cada vez más cansado de estas cosas, y por lo que a mí respecta esta película es simplemente una excusa para volver a ver a Jim Carrey en la gran pantalla, a ser posible con algunas risas de por medio.

¿Me fastidia que Paramount haya pasado por encima de Sega y de todo el mundo para reducir al absurdo algo que algunos llevamos esperando más de un cuarto de siglo? Por supuesto. Pero más me fastidia ver cada dos por tres al fandom entero sumido en el caos, mientras los haters de siempre emergen de sus cuevas para pescar en río revuelto. Esa sí que es una mala “película” que para colmo nos trae una nueva secuela prácticamente cada año…

Y hablando de secuelas de películas, es bastante probable que tengamos nuevas entregas como esta a poco que la recaudación merezca la pena. Hollywood ya se encargó de pervertir Resident Evil durante años y años con atrocidades a cada cual peor que la anterior, y sin embargo amasaban millones con cada nueva secuela. ¿Pasará lo mismo con Sonic? No me extrañaría... Esperad que dentro de unos años no veáis a gente diciendo que las películas de Sonic son mejores que sus juegos.

Al menos parece que han mantenido la personalidad.

Por esto mismo, y porque la experiencia me sirve para algo, he decidido pasar de todo y limitarme a ver “los toros desde la barrera” mientras espero a que salgan nuevas cosas interesantes de Sonic. No puedo aconsejaros que hagáis igual porque eso ya depende de cada uno, pero lo que si os garantizo es que no me vais a ver defendiendo o atacando a este Sonic creado por Paramount, básicamente porque a estas alturas ya me da igual.

Está claro que de un modo u otro van a seguir sacando cosas de Sonic, unas nos gustarán más y otras menos. Es poco probable que una sola de ellas consiga hacer daño de verdad a una franquicia que lleva décadas sobreviviendo contra viento y marea. Sonic seguirá adelante, y cuantas más vías de actuación tenga, más difícil será que se quede sin ninguna a la que aferrarse. ¿Que la película es un éxito? Pues muy bien. ¿Que no lo es? Pues a otra cosa mariposa.

Esta nueva filosofía se presenta como la única forma de escapar del circo que rodea al erizo actualmente, y que a buen seguro va a continuar durante mucho tiempo. Al fin y al cabo es al propio Sonic al que le da siempre igual lo que pase, no le importa lo que esté bien o lo que esté mal. Un estilo de vida del que tal vez sea hora de que vayamos aprendiendo…

Las opiniones vertidas en esta columna son de exclusiva responsabilidad de quien las emite y no representan necesariamente el pensamiento de Sonic Paradise.