Opinión: Bleemcast!

 


Crónica de un invento muy gamberro que pudo cambiar la historia de Dreamcast.

 

El pasado 1 de marzo se cumplieron 20 años desde que Sega dejó oficialmente de fabricar Dreamcast, y con ello, formalizando su abandono del mercado de la fabricación de consolas. Pero la última máquina de Sega nos dejó muchas historias, y una de ellas pudo haber variado ligeramente el curso de los acontecimientos, o al menos acortado distancias con Sony de forma sustancial.

 

Esa historia es la del “Bleemcast!”, un peculiar accesorio que durante un tiempo se convirtió en la comidilla de todo usuario de la consola, e incluso de gente que no la tenía y empezaba a plantearse comprarla si aquello llegaba a buen fin. Evidentemente la cosa no terminó bien, pero nos dejó una historia curiosa digna de ser recordada dos décadas después.

 

El “Bleemcast!”, o mejor dicho “Bleem!”, nació como un emulador de la primera PlayStation para PC, algo relativamente común en la época. De hecho, ni siquiera era el emulador que ofrecía mayor compatibilidad con el catálogo de la consola de Sony en aquel momento, pero destacó por ofrecer posibilidades tales como mejorar notablemente el apartado gráfico y el rendimiento general, aplicando toda clase de florituras que hacían que los juegos de PlayStation se jugasen mucho mejor que en la propia consola original.

 

Hasta aquí, la historia de este emulador destacaba poco o nada con respecto a la de otros del momento, pero fue entonces cuando sus desarrolladores decidieron llevar a cabo una locura genial: Portear el emulador a Dreamcast. En aquel entonces el uso de Internet no estaba tan extendido como ahora, lo que no fue impedimento para que la noticia corriese por toda la red, llegando incluso a los propios usuarios de Dreamcast que navegaban desde la misma consola.

 

Gran Turismo 2 corriendo en Dreamcast.

Comenzó a hablarse de la posibilidad de jugar con algunos títulos concretos de PlayStation en Dreamcast, para lo cual simplemente haría falta un “disco de arranque” que se compraba por separado. La lista de juegos compatible se iría ampliando con el tiempo a medida que fuesen llegando versiones actualizadas del programa, hasta llegar a poder jugar a prácticamente cualquier juego de la consola de Sony. ¡Y con mejoras!

 

Algo así habría supuesto un auténtico terremoto en aquel momento, pues el bajo coste de Dreamcast sumado a su compatibilidad con PlayStation, habría disparado considerablemente sus ventas. Lógicamente esto no habría salvado la consola, pero quizá le hubiese permitido sobrevivir más tiempo, llegando en mejor estado de forma a su duelo inminente con PlayStation 2.

 

Lo más curioso es que no estamos hablando de un producto que no llegase a salir a la venta, ni de algo en plan “homebrew” que hubiese que descargar de sitios oscuros. El “Bleemcast!” llegó a ser una realidad, y a estar disponible en las tiendas junto a juegos originales de Dreamcast y PlayStation. Aunque el resultado final no fue exactamente el que se barajó en un principio…

 

Y es que sus desarrolladores prefirieron sacar emuladores individuales para cada título, lo cual les suponía mayores ingresos, y al mismo tiempo garantizaba una mejor emulación del juego en cuestión. Tres fueron los títulos de PlayStation que se pudieron dar una vuelta por los circuitos de Dreamcast: Gran Turismo 2, Metal Gear Solid, y Tekken 3. Hubo muchos más títulos planeados, pero por desgracia no llegaron a estar disponibles.

 

Los tres discos que llegaron a estar a la venta.

Cierto es que el invento tenía sus desventajas, ya que por ejemplo había que destinar una VMU (memory card) entera para él solito. Además, el mando de Dreamcast tenía menos botones que el de PlayStation, problema que los propios desarrolladores del invento intentaron subsanar lanzando un mando compatible, cosa que no tuvieron tiempo de hacer.

 

Pero los resultados a la hora de jugar eran espectaculares, superiores incluso a los vistos en PC. Las texturas lucían mucho mejor, el juego corría a mas FPS y mayor resolución, e incluso era capaz de corregir pequeños fallos del original. Naturalmente todo esto hizo cundir el pánico en Sony, ya que no solo estaban acabando con las exclusividades de su consola, sino que además lo estaban haciendo de forma totalmente legal.

 

Eso es tal vez lo más sorprendente, y es que estos jóvenes desarrolladores tuvieron cuidado de no hacer nada ilegal durante el proceso. El emulador en sí no vulneraba ninguna ley, y como requería el uso del disco de juego original de Sony, tampoco podía ser calificado de piratería. En Sega por supuesto estaban observando todo esto con una sonrisa de oreja a oreja, guardando silencio incluso a pesar del hecho de que este programa vulneraba el sistema que permitía que Dreamcast ejecutase Compact Disc tradicionales.

 

Durante el corto periodo de tiempo que duró esta historia, Sega estuvo en cierto modo apoyando espiritualmente a esta pequeña y modesta compañía de arriesgados desarrolladores. Incluso pudimos ver nada menos que a Jun Senoue vistiendo una camiseta promocional de “Bleem!”

 

Jun Senoue con una camiseta de “Bleem!” en el año 2000.

Naturalmente Sega no podía respaldar oficialmente todo esto, ya que de hacerlo habría abierto las puertas para que los abogados de Sony entrasen con todo contra ellos. Desgraciadamente no hizo falta nada de eso para acabar con el asunto, ya que fueron esos mismos abogados de Sony los que dieron muerte indirectamente al invento.

 

¿Por qué indirectamente? Pues porque como he dicho, el “Bleemcast!” no vulneraba ninguna ley, y la compañía que lo fabricaba y distribuía ganó todos y cada uno de los casos que Sony interpuso contra ellos. Lo que ocurrió es que Sony sabía que, aunque perdiesen todos y cada uno de los juicios, estos suponían unos costes abismales para la pequeña empresa independiente, lo que al final la acabó llevando a la ruina.

 

Y así un día amaneció el sitio web oficial de “Bleem!” con una simbólica imagen de Sonic llevando flores a la tumba del controvertido emulador. Una batalla que Sony ganó por desgaste, y que fue uno de los primeros indicios de que el sueño de Dreamcast estaba llegando a su fin.

 

Curiosamente algunos de los desarrolladores de este peculiar invento acabaron trabajando para Sony, ya que la compañía mostró gran interés por saber cómo demonios habían conseguido que los juegos de PlayStation se viesen tan bien en Dreamcast. Hay quién dice que Sony estuvo estudiando cómo mejorar la retrocompatibilidad entre PS1 y PS2 de este modo, aunque parece ser que todo quedó en nada.

 

Con esta triste imagen terminó la historia del “Bleemcast!”

Y así se cerró este peculiar capítulo de la historia de Dreamcast, lo que al fin y al cabo fue también historia de Sega, de Sony, y del videojuego en general. Aún es posible adquirir copias del “Bleemcast!” por Ebay, incluso nuevas a estrenar y por un precio bastante asequible. Una buena forma de poseer un pequeño trocito de historia y de paso disfrutar de versiones mejoradas de tres grandes clásicos de la primera PlayStation.


Las opiniones vertidas en esta columna son de exclusiva responsabilidad de quien las emite y no representan necesariamente el pensamiento de Sonic Paradise.

Opinión: 10 años de “Anniversary”

 


Sonic Generations cumple 10 años. No, en serio.

 

Nos lo pueden decir 20 veces, y las 20 nos resultará difícil de aceptar… Sonic Generations cumple 10 años. No os preocupéis si habéis tenido que ir a mirar el calendario para confirmarlo, es raro, pero cierto. Parece que fue ayer cuando dimos rienda suelta a las filtraciones sobre “Sonic Anniversary”, tras un pequeño desliz de algún miembro sin identificar de la ahora extinta Sega España.

 

Generations era el título con el que celebrar el 20 aniversario del erizo, igual que Adventure 2 fue el del décimo, y el título que ahora esperamos será el del 30. Pero también fue mucho más, tanto de manera personal para cada uno, como en general para la franquicia entera de Sonic.

 

Con Generations se dieron la mano el pasado y el (por entonces) presente del erizo, no solo por la conjunción entre su versión clásica y la contemporánea, sino también por el homenaje a sus diferentes y principales aventuras que disfrutamos a lo largo de aquellos 20 años.

 

También fue el siguiente paso evolutivo tras Sonic Unleashed, si bien entre medias acabó metiéndose Sonic Colors, el cual nació como conversión de Generations para Wii. La fórmula boost fue pulida en Generations, buscando un mejor equilibrio entre dificultad y jugabilidad. Algo que no puede decirse de Colors o Forces, donde la dificultad descendió más de la cuenta.

 

Un equilibrio que para muchos convirtió a Generations en el mejor Sonic 3D desde Adventure 2, galardón que aún ostenta a día de hoy para muchos fans. Además, a dicha jugabilidad moderna equilibrada se unía a una curiosa “jugabilidad clásica actualizada”, que nos permitía hacernos una idea sobre cómo serían los juegos actuales de Sonic si nunca se hubiese dado el salto a la jugabilidad 3D.

 

Chemical Plant en Sonic Generations.

Puede que el Sonic clásico de Generations no fuese totalmente fiel al original, pero tampoco daba la impresión de que fuese eso lo que pretendiese (como si hace por ejemplo Sonic Mania). El resultado fue algo que agradó a la gran mayoría, rápido, divertido, y con suficiente sensación de control como para no hacernos añorar tiempos pasados.

 

La selección de fases nos ayudó a recorrer la historia del erizo con versiones actualizadas de algunos de sus niveles más emblemáticos. Y hay que decir que el resultado fue tan bueno, que lo único que hubo que lamentar fue no poder ver más niveles clásicos sometidos al mismo proceso.

 

También volvimos a vernos las caras con algunos de los jefes más icónicos, como Metal Sonic, Perfect Chaos, Shadow, o el enorme robot guardián de la Death Egg. Todo ello aderezado con una de las mejores selecciones musicales que jamás se hayan visto en un juego del erizo, con multitud de remixes de algunos de sus temas más legendarios.

 

Generations fue una explosión de nostalgia, pero acertadamente no se limitó a depender de ella. La construcción de sus niveles no solo estaba mejor equilibrada que en Unleashed y Colors, sino que incluso Forces también quedó por debajo a pesar de ser posterior. Las rutas alternativas y el acertado ajuste de la dificultad, hacían que recorrer cada fase supusiese un divertido reto, pero sin llegar a desesperar a nadie, o darnos la sensación de que solo estábamos manteniendo pulsado el botón del boost.

 

Si Generations hubiese sido un juego 100% nuevo (es decir sin depender del factor nostalgia), habría seguido siendo igual de bueno. Cierto es que algunos elementos eran mejorables, ya que se echaban de menos los “hub worlds” a lo Unleashed, así como la posibilidad de jugar con más personajes además de Sonic. Pero en conjunto quedó algo bastante sólido que, al igual que Unleashed, ahora estamos empezando a apreciar de manera más justa.

 

La versión de 3DS nos ofreció momentazos como este.

Y eso que Generations no recibió precisamente malas críticas en su momento, pero por alguna razón, las ventas no acompañaron, lo que llevó a Sega a preguntarse si aquella era la fórmula correcta a pesar de los elogios. Lo que vino después es ya de sobra conocido por todos, pero esto también sirvió para que Generations quedase para muchos como la cima de la llamada “jugabilidad boost”.

 

Tampoco podemos olvidarnos de la meritoria versión para 3DS, la cual ofrecía niveles propios excepto por la presencia común en ambas de la eterna Green Hill. En este caso sí que hubo críticas razonables sobre la completa omisión a los Sonic de Game Gear, cuando se suponía que era un homenaje a los Sonic portátiles. Pero por lo demás, quedó una adaptación bastante competente.

 

En esta “versión pequeña” hubo espacio para cosas que quedaron fuera de “la grande”, y además se logró una mayor fidelidad a los Sonic clásicos recreando fielmente la construcción original de cada acto. Además esto nos permitió poder disfrutar de versiones 2D de niveles como Emerald Coast, o Radical Highway, para nuestro goce y disfrute en modo fanservice.

 

Por desgracia parece que el legado de Generations no ha sido el esperado, o mejor dicho, el deseado. Ya en su momento nos dejó con ganas de más a la espera de algún posible DLC que nunca llegó. Pero es que tampoco hubo reediciones posteriores, como una posible conversión a Wii U que hubiese añadido más contenido.

 

Ni siquiera hemos tenido remasterizaciones en consolas posteriores, teniéndonos que conformar con la versión retrocompatible de las consolas de Microsoft, la cual al menos introdujo alguna pequeña mejora gráfica. Generations se quedó en su momento pidiendo a gritos más contenido, y diez años después seguimos igual.

 

“Generations 2? (Laughter) No.”

También da la sensación de que su fría acogida en ventas ha hecho que Sega le preste algo menos de atención, hasta el punto de que Takashi Iizuka diga que Sonic Forces no es una secuela de Generations, cuando evidentemente lo es.

 

No son pocos los que aun a día de hoy siguen pidiendo un “Generations 2”, pero no como secuela argumental, papel que como digo le pertenece a Sonic Forces, sino como un segundo homenaje a la historia del erizo remakeando algunos de sus niveles más emblemáticos.

 

No parece que el juego del 30 aniversario vaya a ir por ahí, pero habrá que ver si Sega ha dejado definitivamente atrás la fórmula boost, o si optan por algo nuevo como hicieron con Lost World. En cualquier caso, Sonic Generations sigue siendo el último gran juego de Sonic para muchos. Aunque para otros tantos, Forces ya es ese “Generations 2” que tanto se pide.

 

Con el fandom dividido y ansioso de noticias, seguimos a la espera del siguiente paso que de la franquicia, mientras nos seguimos preguntando cómo es posible que hayan transcurrido ya 10 años desde Generations. ¿Será que el tiempo corre cada vez más deprisa? Tal vez estemos sufriendo algún tipo de efecto secundario de los poderes del Time Eater… O simplemente sea que cada vez nos sentimos más viejos.

 

En cualquier caso, seguro que una partidita a cualquiera de las dos versiones de Generations nos hace más amena la espera de novedades. Eso si es que tenemos a mano alguna forma actual de poder jugarlo, claro…


Sonic Generations es además pieza clave para la comunidad modder.


Las opiniones vertidas en esta columna son de exclusiva responsabilidad de quien las emite y no representan necesariamente el pensamiento de Sonic Paradise.


Opinión: Dos perritos con chili, por favor

 


Adventures of Sonic the Hedgehog (AoStH para los amigos)

 

Mientras esperamos a que llegue la nueva serie de animación de Sonic, no está de más echar la vista atrás para rememorar la que fue la primera de todas ellas. Si, aquella que tantos “poops” nos ha brindado en Youtube, pero que los más viejos del lugar recordamos como algo más…

 

La crítica no ha sido amable con esta serie a través de los años, especialmente en tiempos recientes. Y es que su particular estilo caótico ya chocaba incluso en su época, por muy crio que fueses, a pesar de que llegó en pleno auge de las series disparatadas donde el humor absurdo dominaba sin oposición. Hay quién no dudaría en decir que el humor de AoStH no es absurdo, sino estúpido. Pero también es cierto que de algún modo logró ganarse el cariño de muchos, entre los cuales me incluyo.

 

Para tratar de entender esta serie, primero hay que ponerse en situación. Nos encontramos en 1993, cuando ni siquiera existía aún nuestro querido Knuckles. Una época muy diferente a la que conocemos ahora, no solo en lo referente al erizo, sino también en general, pues Internet distaba mucho todavía de ser lo que conocemos hoy.

 

En ese momento, la escasa información que teníamos los fans sobre el lore del erizo provenía de los manuales de instrucciones de los propios juegos, o de lo que se pudiera intuir jugando a ellos, así como de los escasos cómics existentes, a cada cual más alejado del concepto original con el que fue creado Sonic.

 

Ni Archie, ni Fleetway, se molestaron en tratar de adaptar fielmente el concepto original japonés, apostando cada uno por su propia visión y confundiendo a los fans en el proceso. Sin Internet, no había forma de investigar, o contrastar, los diferentes cánones. Incluso las propias revistas de videojuegos lo tenían ciertamente complicado para poder entrevistar a los creadores de los juegos. Había demasiados huecos, y nada con qué rellenarlos.

 

Así muchos optaban por inventarse sus propias historias para las correrías del erizo, pero entonces llegó AoStH, y por increíble que nos parezca, nos ofreció algo que no estaba tan alejado de los conceptos originales como lo estaban el resto de propuestas. ¿Es esta serie fiel a lo que Naka y compañía idearon? Ni mucho menos, pero si lo comparamos con el resto de cosas que teníamos entonces aquí en occidente, la evidencia resulta cuanto menos sorprendente.

 

Sonic y Tails, compañeros inseparables.

¿Era nuestro querido “caracono” fiel al Eggman original? Pues desde luego lo era más que el Doctor Kintobor, o el “manco cabreado” de SatAm. Un villano malvado con tendencia a actuar como un niño grande, alguien a quien se supone que había que temer, pero que acababa siendo el hazmerreír de Sonic y compañía una y otra vez. Un tipo peculiar y carismático que tan pronto explotaba en cólera, como aparecía bailando o cantando sin importarle lo más mínimo hacer el ridículo.

 

De hecho, si nos fijamos en el Eggman actual de Pollock, y especialmente en el de Sonic Boom, podemos reconocer muchos dejes del viejo y entrañable “pingas”. Incluso Jim Carrey en la película actúa de forma parecida. ¿Quiere esto decir que AoStH fue inspiración para todo esto? No, más bien quiere decir que al hacer esta serie tuvieron más en cuenta de lo que parece el canon japonés. Mucho más que el resto de adaptaciones del erizo de aquel entonces.

 

Pero si hay algo que le sienta bien a Robotnik es contar con un buen par de esbirros que le ayuden a plasmar esa particular personalidad suya, y en el caso de AoStH este papel les toca a Scratch y Grounder. Este par de adorables mastuerzos fueron los primeros esbirros cercanos con los que contó Eggman, mucho antes de que llegasen Decoe y Bocoe en Sonic X, o los actuales Cubot y Orbot. Y su papel viene a ser el mismo, robot tonto, y robot más tonto todavía, estorbando más a su creador de lo que le ayudan.

 

Lo curioso aquí es que Grounder y Scratch están directamente sacados de Sonic 2, donde aparecen como badniks. Igual que ocurre con Coconuts, la tercera pata de este trípode de robo-torpes a la que Robotnik maltrata sin piedad. ¿Pero hay algo más de los juegos en esta serie? Pues más de lo que parece, pues hacen acto de presencia zonas como Casino Night o Chemical Plant, e incluso las fases de bonus de Sonic 1 y Sonic 2. Hasta una fortaleza con un sistema de defensa pinball directamente extraída de Sonic Spinball.

 

Los anillos no juegan un papel destacado, pero haberlos haylos. Y en varios episodios juegan un papel importante las Esmeraldas del Caos, aunque con poderes muy distintos a los de los juegos. Más curioso es el hecho de ver a Sonic hacer cosas que le volveríamos a ver hacer años más tarde en algunos de sus juegos, como por ejemplo participar en una carrera de coches. Si, Sonic ya iba en coche en 1993, antes incluso de que saliese el primer Sonic Drift.

 

El propio Sonic refleja gran parte de su personalidad original con sorprendente fidelidad, como por ejemplo su inquebrantable sentido de la justicia, la chulería que le lleva a querer ser siempre el centro de atención, o ese tono borde, y a veces hasta cruel, que nos puede llegar a hacer sentir pena por Robotnik y sus esbirros.

 

Robotnik y su tropa en Dr. Robotnik’s Mean Bean Machine.

Por desgracia también hay que lamentar diferencias importantes con el original, como por ejemplo la costumbre de disfrazarse una y otra vez cual Mortadelo. Esto no obstante es un remanente de los viejos dibujos animados, algo que podemos apreciar por ejemplo viéndole disfrazarse de mujer para engatusar a Robotnik, cosa propia de dibujos clásicos como Bugs Bunny.

 

Pero de todos quizá el que más sorprenda por su caracterización es Tails, ya que si bien al principio parece bastante débil e inocente (al fin y al cabo, es un niño pequeño), poco a poco se irá viniendo arriba reclamando un mayor protagonismo. Y lo que es más sorprendente, irá desarrollando habilidades de piloto y mecánico que sorprenderán incluso al resto de protagonistas.

 

Eso es un rasgo curioso de esta serie, y es que, aunque en un principio parecen meras caricaturas sin conexión alguna entre sí, a medida que avancen los episodios iremos viendo como tiene su propio desarrollo, e incluso como va introduciendo personajes recurrentes que a veces no tienen nada que envidiar a los principales en encanto y carisma.

 

Es difícil no encariñarse con personajes como Mamá Robotnik, El Profesor Von Repera (Von Schlemmer), o Wes Weasley. Pues son capaces de sacarnos más de una sonrisa con sus locuras. También sorprende como poco a poco las tramas de los episodios van aumentando en complejidad, como por ejemplo cuando Robotnik se presenta a las elecciones, un episodio “con mensaje” impropio de una serie “para críos”, y que nos puede recordar bastante a ciertas situaciones actuales…

 

A esto hay que sumarle el doblaje de España, pues corrió a cargo de los mismos actores de voz que Los Simpson, lo que ayuda a aumentar el carácter gamberro y humorístico de la serie. Como curiosidad, la producción de la serie fue en parte española, ya que la animación se llevó acabo aquí mismo. Lo cual explica por qué se le dio tanto bombo en su momento cuando se estrenó aquí.

 

En su día recuerdo levantarme temprano cada mañana para poder “ver a Sonic en la tele”, algo que sin duda me hizo cogerle cariño al margen de su calidad, o fidelidad a los juegos. Con el paso de los años se ha ido quedando ahí en mi memoria, para ser recordada de vez en cuando por algún capitulo suelto, o en la era de oro de los poops. Pero ahora que la han puesto por fin en Amazon Prime Video, he decidido volverme a ver la serie entera, y la verdad es que debo admitir que me ha sorprendido…

 

Sonic ya iba en coche en 1993, y sin que nadie preguntase estupideces.

No se trata de un mero ejercicio de nostalgia, sino del hecho de que volver a ver esta serie con los ojos de hoy en día como fan del erizo, me ha hecho apreciarla de un modo distinto. Al margen de que como adulto he podido pillar más de una broma subida de tono que en su momento era fácil que le pasase desapercibida a cualquier crio o adolescente.

 

Ha llovido mucho desde que se creó esta serie, y si en su momento pudieron parecer absurdas ideas como que Sonic y compañía acabasen atrapados dentro de un cuento de hadas, o escapando de un monstruo dentro de una estación espacial abandonada, hoy en día esas cosas nos resultan terriblemente familiares…

 

¿Puede que la influencia de AoStH sea mayor de lo que pensábamos? ¿O simplemente es que es normal que acaben coincidiendo las tramas después de tantos años? Personalmente apuesto por lo segundo, pero no está de más recordad que lo de los perritos con chili lo vimos por aquí en esta serie antes que en ningún otro sitio, por mucho que apareciese antes en cómics que no llegaron a esta parte del mundo.

 

¿Es entonces una buena serie? No me atrevería a decir tanto, pero no deja de ser la primera serie de animación del erizo, y me da la sensación de que tal vez no se la ha apreciado como se merece… Por descontado que tiene sus fallos. ¿Pero qué serie de Sonic no los tiene? ¿Merece la pena verla a estas alturas?

 

A esa pregunta solo puedo responderos desde mi propia experiencia personal, que es la de que me ha merecido totalmente la pena volver a verla. No solo ha cambiado para mejor mi percepción general de la propia serie, sino que además ha sido un ejercicio divertido y curioso volverme a encontrar con algo del pasado del erizo, pero viéndolo con los ojos de fan de hoy en día.

 

Si estáis aburridos ante la actual escasez de noticias, aprovechad a darle un revisionado, o a verla por primera vez si no lo habíais hecho antes. No va a ser lo mejor que hayáis visto jamás del erizo, pero por lo menos os arrancará alguna sonrisa. También es la serie ideal para compartir con los más peques, como nexo de unión entre diferentes generaciones de fans del erizo.

 

Sonic dice: “¡Ved mi primera serie!”

Cualquier excusa es buena para verla, y si no encontráis ninguna, tenéis millones de horas de poops en Youtube que seguro que hacen que os pique la curiosidad. Ah, y no os olvidéis de ver los consejos de “Sonic Dice”, pues fue en esta serie donde nació el lado más consejero del erizo.

 

Las opiniones vertidas en esta columna son de exclusiva responsabilidad de quien las emite y no representan necesariamente el pensamiento de Sonic Paradise.

Opinión: La resurrección de 32X

 


Una “ráfaga de viento helado” ha abierto las puertas de la “seta mágica” de Sega.

 

Prácticamente salido de la nada nos llegaba hace unos días un interesante y curioso recopilatorio con algunas de las primeras grandes obras de Blizzard, títulos pertenecientes a un tiempo en el que esta exitosa compañía era muy diferente de como la conocemos ahora. Tres han sido los títulos escogidos para homenajear estos comienzos: The Lost Vikings, Rock’n Roll Racing (para alegría inmensa de cierta dragona azul de nuestro equipo), y Blackthorne.

 

El primero de ellos logró cierta popularidad en su día, y nos proponía encontrar el camino de vuelta a casa con tres carismáticos vikingos, cada uno con diferentes habilidades. Una mezcla de puzle y plataformas que se ganó a la prensa en su momento, así como el cariño de legiones de jugadores a lo largo de los años.

 

El segundo se trata de un estupendo juego de carreras de corte futurista que bebe de muchos otros grandes del género de aquel momento, con una perspectiva isométrica que nos garantiza una jugabilidad muy diferente a la que estamos acostumbrados a ver hoy en día en juegos de carreras. Todo esto mientras disfrutamos de una banda sonora antológica con algunos de los temas más míticos del rock’n roll clásico.

 

El tercero y último es el que, en cierto modo, nos trae el tema de hoy. Blackthorne nos propone una aventura épica que recuerda a otros grandes como Flashback, o Prince of Persia, donde no faltará la acción a escopetazo limpio a través de escenarios fantásticos que pondrán a prueba nuestro ingenio con algún que otro puzle.

 

Blizzard antes de Warcraft.

Los tres juegos han sido incluidos en sus versiones para consolas de Nintendo y Sega, así como una “definitive edition” mezclando elementos de las diferentes versiones y añadiendo jugosas novedades. La cuestión es que mientras que The Lost Vikings y Rock’n Roll Racing vieron la luz simultáneamente tanto en Mega Drive como en Super Nintendo, Blackthorne jamás llegó a ver la luz en Mega Drive.

 

¿Qué versión de Sega ha sido incluida entonces? Pues la única que existe, la de 32X. Versión que introdujo importantes mejoras con respecto al original de SNES, y que los chicos de Blizzard han querido incluir a toda costa. ¿Y por qué es esto importante? Pues básicamente porque supone la primera reedición oficial de la historia de un juego para 32X, o lo que es lo mismo, que 32X ya haya sido oficialmente emulada.

 

¿Y en qué nos beneficia esto a los fans del erizo? ¿Va Blizzard a ponerse a reeditar más juegos de 32X? Es aquí donde viene lo bueno, ya que el recopilatorio no ha sido creado por la propia Blizzard, sino por Digital Eclipse, un veterano estudio especializado en reediciones de títulos clásicos, heredero directo de la hoy extinta Backbone.

 

Este mismo estudio ya se encargó en el pasado de reeditar clásicos de Sega, así como de muchas otras compañías. Y ahora, gracias a la devoción de Blizzard a la hora de recuperar sus clásicos perdidos, disponen de un emulador plenamente funcional de 32X. ¿Podría abrir esto la puerta a una futura reedición de Knuckles Chaotix? Sin duda, e incluso tal vez a un recopilatorio con más juegos de este desconocido sistema.

 

Tres juegazos de lo más variado.

Recordemos que este es el principal motivo por el que Knuckles Chaotix no ha sido reeditado hasta la fecha, pues si bien 32X es algo más fácil de emular que Saturn, hasta ahora a ninguna compañía le había merecido la pena costear la producción de un emulador para incluir como mucho uno o dos juegos. Esto fue lo que ocurrió con Sonic Gems Collection, recopilatorio que iba a incluir Knuckles Chaotix, pero que no lo hizo porque no compensaba desarrollar un complicado emulador para un solo título.

 

Está clarísimo que Blizzard ha puesto todo su amor y cariño en esta reedición, algo fácilmente apreciable si tratamos de calcular lo que les habrá costado recuperar las licencias musicales de Rock’n Roll Racing. Han querido hacer las cosas bien, sin importarles los costes que conllevase. Un sentido homenaje a su pasado que, a pesar de todo, es poco probable que les acabe saliendo rentable.

 

Pero hay algo más, y es que, sin entrar en detalles, sabemos de buena tinta que hay conexiones y buen rollo entre la actual Digital Eclipse y Sega, especialmente en lo referente al pasado del erizo. Todo esto podría favorecer mucho el que acabemos teniendo una reedición de Knuckles Chaotix, aunque se trate de una versión emulada del original.

 

Hay que decir, por cierto, que el emulador va estupendamente, al menos en su versión para Xbox One que es la que hemos podido probar ya. La de PS4 no hemos podido probarla aún, pero pondría la mano en el fuego por decir que funciona igual de bien. También hemos tenido ocasión de probar la versión para Switch, y aquí sí que se puede apreciar algún ligero petardeo en el sonido, pero nada grave que afecte a la jugabilidad.

 

La primera reedición oficial de un juego de 32X.

Personalmente preferiría un recopilatorio de 32X, por pequeño que fuese, antes que una mera reedición pelada de Knuckles Chaotix. Primero porque así vendería mucho más, segundo porque ayudaría a conocer mejor este oscuro sistema, y tercero porque así sería más probable que tuviésemos una edición física.

 

No estaría nada mal un pequeño recopilatorio con títulos como: Kolibri, Tempo, Virtua Racing Deluxe, o Zaxxon Motherbase, entre otros. Incluso tal vez con alguna licencia externa añadida que nos permita disfrutar de joyas como Star Wars Arcade, o Spider-Man Web of Fire. Todo esto además de nuestro querido Knuckles Chaotix, claro está. Pues sería sin duda el juego estrella del recopilatorio.

 

Ojalá que Sega y Digital Eclipse nos den una alegría, pero para que eso ocurra, hace falta que ambas compañías vean interés por el asunto. Así que, si queréis que Knuckles Chaotix regrese, este es el momento idóneo para pedirlo más que nunca. Haceos escuchar, pero siempre de forma educada y respetuosa.

 

Mientras tanto, y si queréis agradecerle a Blizzard el gesto, podéis haceros con este excelente recopilatorio que ya está disponible para: PS4, One, Switch, y PC. Buscadlo como “Blizzard Arcade Collection”, e ignorad el hecho de que ninguno de estos juegos saliese jamás en arcades… Os llevareis tres joyazas a muy buen precio, y de paso conseguiréis tener la primera reedición oficial de la historia de un juego para 32X. Ahí es nada…


Estamos un pasito más cerca…

Las opiniones vertidas en esta columna son de exclusiva responsabilidad de quien las emite y no representan necesariamente el pensamiento de Sonic Paradise.

Opinión: SonAmy Adventure

 


Rumores y más rumores sobre el 30 aniversario.

 

Las incesantes ganas por saber algo sobre el nuevo proyecto de Sega, no hacen más que disparar rumores y más rumores sobre lo que podría traernos este 30 aniversario. Pero mientras que la mayoría de estos rumores huelen demasiado a “lista de deseos de fan”, o apuesta por cosas demasiado obvias, tales como recopilatorios de clásicos, y un combo de juegos 2D (a lo Mania) y 3D (a lo Adventure), hay otros que parecen más sólidos, y que además van cobrando fuerza con las informaciones que van llegando.

 

Así es como poco a poco va cobrando fuerza la supuesta filtración sobre “Sonic Unlimited”, conocido durante su desarrollo como “Sonic Rose”. Si, su origen hay que encontrarlo en 4Chan, como tantos otros rumores poco creíbles. Pero este se va respaldando poco a poco, por ejemplo, con el reciente anuncio del cambio de voces para la mayoría de personajes de Sonic (tranquilos, parece que Mike Pollock sigue).

 

Todo esto parece vincularse también con Sonic Prime, la nueva serie de Sonic que llegará el año que viene a Netflix, y que al parecer abrirá (por fin) las puertas del multiverso a la franquicia, coincidiendo también con la idea de saber más sobre el pasado de los erizos. En Sonic Unlimited serían Sonic y Amy quienes indagarían sobre este pasado, convirtiéndose en los personajes jugables de una aventura que promete ser desenfadada, pero no por ello dejar de ser épica.

 

Puede que os hayáis preguntando a qué me refería con ese “por fin” entre paréntesis al mencionar el tema de los multiversos, y es que personalmente llevo cerca de 10 años esperando a que Sonic explore dicha opción en los juegos, algo que por cierto promete ponerse de moda en los próximos años gracias al universo Marvel.

 

El bueno de Roger Craig Smith nos deja. ¿Quién será su sustituto?

Y es que hace ahora 10 años que nos llegaba Sonic Generations, juego en el que el Sonic moderno viajaba al pasado para reencontrarse con su antiguo “yo”. Fue precisamente en aquella época cuando otra franquicia que aprecio bastante, decidió internarse en esto de los “soft reboot”, y viajes temporales que dan como resultado distintos universos dentro de la misma franquicia. Estoy hablando de Mortal Kombat, saga a la que le ha sentado estupendamente bien apostar por esto, y que a día de hoy se sigue beneficiando de ello.

 

Fue entonces cuando teoricé que Generations estaba abriendo una nueva línea temporal (algo que después vino a confirmarse con Sonic Mania), y cada nueva línea temporal creaba un nuevo universo, o dimensión (como nos dejó claro Sonic Forces). ¿Y entonces qué es eso de un multiverso? Pues es la ramificación de un universo ficticio en otros tantos, haciendo que todos ellos puedan convivir perfectamente y sin peleas, sin necesidad de dañar los unos a los otros, y haciendo que todo cuanto veamos en ellos sea 100% canon (siempre que venga de fuente oficial, claro).

 

Esto, dicho así, puede sembrar el pánico en más de un fan que no esté acostumbrado a estas cosas. Pensando por ejemplo que si ya cuesta seguir una sola línea argumental, como para hacerlo con varias. Pero lo cierto es que es una opción que ofrece una libertad absoluta a los creadores para que puedan hacer, literalmente, lo que les dé la gana. Sin que ello afecte a otros universos, ni “le arruine la infancia” a nadie.

 

Además, permite que otros universos del pasado regresen, e incluso continúen. Por ejemplo, en la nueva serie podríamos volver a ver cosas de Sonic Boom, Sonic X, o incluso encontrarnos con cosas que no llegaron a ser, como el “Sonic Conejo”, Madonna, o Mr. Needlemouse. ¿Os imagináis al Robotnik “caracono” frente al actual? ¿Qué se dirían? Hay que advertir que en un principio la serie solo tratará con universos de los juegos, y no de otras series. Pero una vez abierta la puerta, todo es posible. Y además ya hubo juegos de Sonic Boom, o de AoStH.

 

¿Una aventura centrada en Sonic y Amy? ¿Dónde firmo?

¿Se abrirá la puerta de los multiversos también en los juegos, o solo en las series? Personalmente creo que los beneficios de llevarlo a los juegos son demasiado evidentes como para ignorarlos, y más ahora tras el exitazo de la película. De modo que tarde o temprano acabarían llegando, dándonos a todos la oportunidad de tener “el Sonic que queremos” sin tener que fastidiar a los demás.

 

Yo personalmente firmo ese juego de Sonic y Amy indagando en su pasado, y firmo también el tema de los multiversos. Después habrá que comprobar si todo funciona correctamente, claro está. Pero de momento me sube el hype ante lo que está por venir, si bien ya todos sabemos a estas alturas que no es recomendable apuntar demasiado alto, para que luego no vengan las decepciones.

 

Pero no termina aquí el tema de los rumores sólidos, y es que hace unos días saltaba la noticia de que Austin Keys, actual empleado de Sega America, había puesto en su perfil de Linkedin de forma detalla cuales eran los trabajos que había estado desempeñando para la compañía en los últimos años, y uno de estos trabajos consistía en el porteo a PC de varios títulos clásicos de Sonic para PC.

 

Obviamente no hemos recibido ningún juego clásico de Sonic para PC en los últimos tiempos, el más reciente sería Sonic Lost World, y de eso ha llovido ya… ¿Se refiere entonces a juegos que están por salir? A todos nos consta lo demandados que son en PC títulos como Sonic Unleashed y Sonic Colors. ¿Los veremos llegar por fin?

 

¿Llegará finalmente Unleashed a PC?

Esto además encaja con los movimientos predecibles de Sega tras el exitazo de la película, y lo sucedido durante el último año debido a la actual situación global, algo de lo que ya os he hablado aquí. Esta unión de factores ha provocado que las ventas de juegos de Sonic suban como un cohete, especialmente las digitales. Y era lógico pensar que Sega iba a querer aprovechar todo esto teniendo la mayor cantidad de títulos disponibles.

 

En este caso se habla específicamente de PC, pero eso no quiere decir que esto no llegue a más plataformas. De hecho, entraba dentro de las mencionadas previsiones. Os dije que íbamos a tener a Sonic hasta en la sopa, y parece que así puede ser que ocurra. Naturalmente hay que llamar a la prudencia y no lanzar todavía las campanas al vuelo, pero ya conocéis aquel viejo refrán de que cuando el río suena, agua lleva.

 

¿Cómo podrían llegar más Sonic clásicos digitalmente a otras plataformas? Pues por ejemplo yo iría marcando en el calendario el famoso “31 de marzo de Nintendo”, ya que si se confirma que lo que va a pasar tras ese día es que Nintendo va a ampliar los sistemas clásicos que se ofertan con el Nintendo Online, eso podría traernos varios juegos del erizo de consolas como Game Cube, Wii, o incluso Game Boy Advance.

 

En consolas de Microsoft está claro que se podría apostar por la retrocompatibilidad, añadiendo a la lista títulos como Sonic & Sega All-Stars Racing, Sonic Heroes, o Shadow the Hedgehog. En PlayStation podrían buscarse otras formas de ofrecer estos títulos, incluso a través de recopilatorios a la vieja usanza.

 

Más clásicos del erizo podrían regresar en breve.

Insisto en que no hay que volverse loco ni dejarse llevar por el hype todavía, pero esto se mueve, y empieza a pintar muy bien. Además, también hay que recordar que la segunda película está ya en el horno, o lo que es lo mismo: El mar está ahora más repleto de peces que nunca, y parece que Sega por fin empieza a desplegar sus redes. ¡Agarraos porque el viaje promete ser movidito!

 

Las opiniones vertidas en esta columna son de exclusiva responsabilidad de quien las emite y no representan necesariamente el pensamiento de Sonic Paradise.

Filtración: Juegos populares de Sonic podrían llegar a plataformas de PC

Podríamos ver nuevos lanzamientos de títulos clásicos para nuestros ordenadores.

Austin Keys, director de producción en SEGA of America y uno de los creadores del "Sonic Pillar", ha actualizado su información de empleo en LinkedIn.

Describiendo la posición que ha tomado desde 2019, ha mencionado que una de sus funciones es "Portar títulos populares de Sonic a plataformas de PC nuevas-para-SEGA, expandiendo la disponibilidad de títulos de Sonic a una audiencia digital más amplia".

Ya que no da más detalles, puede ser que vayan a distribuir juegos ya disponibles en PC-DVD como (Sonic Heroes o Sonic R) mediante servicios de clásicos como GOG o relanzar juegos que no salieron en PC (Sonic Colors o Sonic Unleashed) en plataformas como Steam o Epic Games Store.
Otra posibilidad también es que solo sean ports de juegos ya disponibles en Steam (Sonic Generations, Sonic Mania) a plataformas nuevas como Epic Games o Stadia.

Sonic Prime: Sonic se encontraría con "diferentes versiones de sí mismo"

 

Según el reporte de un conocido insider a Sonic Paradise.

Las noticias sobre Sonic Prime no se detienen y en Sonic Paradise siempre estamos buscando nuevas noticias que entregar. A través de una publicación en su Patreon, el conocido insider Daniel Richtman (quien acostumbra a reportar filtraciones de cine y televisión, y que recientemente publicó que Paramount estaría considerando hacer una película spin-off de Robotnik con Jim Carrey) confirmó a nuestro medio que la historia central de la serie para Netflix mostraría a Sonic "viajando por el multi-verso, encontrándose con diferentes versiones de sí mismo y de sus amigos".



Anteriormente, ya se han revelado parte de los escritores que trabajarán en la serie, además de que algunos actores de voz de los personajes no los interpretarán nuevamente en el proyecto.


Primeros detalles sobre el equipo tras "Sonic Prime"

Conocemos a algunos de los que participarán en su desarrollo.

Sonic Prime, la nueva serie de animación 3D del erizo que será emitida a través de Netflix, va a ser de seguro un punto de inflexión en la franquicia. Esta serie, que se acaba de anunciar hace unos días, está siendo desarrollada por el estudio Man of Action y la productora Wildbrain, en colaboración con SEGA.

Bien, pues ahora conocemos a algunos de los integrantes del equipo que han confirmado ya estar trabajando oficialmente en esta serie.

Justin Peniston es el primer guionista que confirma que está trabajando en la serie. Este guionista ha trabajado anteriormente en series como Avengers Assemble ( Vengadores Unidos), Ben 10 o Mega Man: Fully Charged!, además de numerosos comics ( incluyedo uno propio, Hunter Black) y libros. 

Junto a él, también ha confirmado su participación Antonia de Pieri "Laquilasse", que trabajará en los Storyboards de la serie.

Junto a ellos, otros integrantes de Man of Action y Wild Brain han mostrado su emoción al anunciarse oficialmente el proyeto, pero no han confirmado que ellos estén trabajando directamente en él. Se trata de Patricia Villeto, guionista en Man of Action, y de Duncan Rouleau, también escritor de Man of Action, el que además ha confirmado que el tono de la serie es mas cercano a Generator Rex ( otra de las series de la compañía) que a otras series de la misma. 

No podemos confirmar que estos dos trabajadores estén directamente implicados en Sonic Prime, pero es muy probable que así sea.

Les tendremos al tanto si se anuncia algún miembro más del equipo, ya sea por aquí o en nuestras redes sociales. Estén atentos.

Tails y Amy también tendrán nuevas voces en inglés

Sonic no será el único en ver su voz cambiada de nuevo


La comunidad está conmocionada estos últimos días debido al anuncio de la despedida de Roger Craig Smith, el actor de voz que ha interpretado a Sonic en inglés durante los últimos 10 años. Sonic tendrá una nueva voz, que se anunciará en un futuro ( esperemos que próximo), pero no es el único actor que ha anunciado recientemente en redes sociales que no seguirá interpretando a sus personajes de la franquicia.

Se trata de Coilleen O’Shaughnessey, la actriz que interpretaba a Tails ( incluso en la película) y de Cindy Robinson, que interpretaba a Amy. Ambas actricen han anunciado a través de twitter que ya no interpretarán a sus respectivos personajes, ni en la recien anunciada serie Sonic Prime, ni tampoco en los juegos.

Con esto podemos confirmar que el cast de 2010 ha sido remplazado totalmente ( o casi totalmente) de cara a esta nueva etapa del erizo que se abre con su 30 aniversario. ¿Significará esto que Mike Pollock, el querido interprete de la voz de Eggman, también ha dejado su papel? El actor bromea con ello en las redes pero no da ningún indicio para poder asegurar si seguirá o no en su papel, así que tendremos que esperar para poder saber más.

 Seguid atentos a Sonic Paradise para enteraros de las últiams noticias sobre el universo del erizo azul. 

 

La nueva serie animada de Sonic llevará por nombre "Sonic Prime", y revelan detalles

La serie tendrá 24 capítulos y será un "viaje de auto-descubrimiento y redención".

WildBrain y Netflix han anunciado oficialmente detalles sobre la nueva serie en 3D a estrenarse en 2022. La serie llevará por nombre "Sonic Prime", tendrá 24 episodios, y es descrita como un viaje de "auto-descubrimiento y redención" donde el "destino de un extraño multi-verso" se verá envuelto.

Las compañías han liberado un comunicado de prensa oficial, el cual te dejamos traducido a continuación:

  • Netflix, SEGA of America, Inc. (“SEGA”), y WildBrain anuncian una nueva serie animada de Sonic the Hedgehog, llamada Sonic Prime, y que se estrenará mundialmente en el 2022. 
  • La aventura animada de 24 episodios para niños, familias, y fans de toda la vida se basa en las piedras angulares de la marca y presenta al “Borrón Azul” de los videojuegos en una aventura de alto octanaje en donde el destino de un extraño nuevo multi-verso descansa en sus manos con guantes. La aventura de Sonic es más que una carrera para salvar el universo, es un viaje de auto-descubrimiento y redención. 
  • La serie será animada en el estudio de Vancouver de WildBrain, y SEGA junto a WildBrain participarán conjuntamente en su producción, distribución y licenciamiento. Man of Action Entertainment, creadores de Ben 10 y los personajes y el equipo de la película ganadora del Óscar Big Hero 6, han sido traídos al proyecto como encargados del guión y productores ejecutivos de la serie. 
  • Dominique Bazay, Director de Animación Original, Netflix: “Sonic es un personaje adorado y tiene un lugar especial en el corazón de todos incluyendo el mío. Pasé muchas horas con el borrón azul cuando era niño y es un privilegio poder traer a este personaje que todos aman y conocen a una nueva aventura en Netflix — una que una generación de fans leales y los nuevos fans alrededor del mundo puedan disfrutar.” 
  • Ivo Gerscovich, Chief Brand Officer en SEGA: “Sonic the Hedgehog es un ícono global del entretenimiento que ha capturado a las audiencias desde su debut en los videojuegos el año 1991. Con más de 1.14 mil millones de unidades vendidas y descargadas a la fecha, una emocionante película para cines, un robusto programa de licenciamiento y más, el icónico erizo de SEGA sigue sorprendiendo y deleitando a las audiencias de todo el mundo. Estamos emocionados de poder asociarnos con WildBrain, Man of Action Entertainment y Netflix para entrar a toda velocidad a este nuevo capítulo animado de la franquicia de Sonic.” 
  • Josh Scherba, Presidente, WildBrain: “Con generaciones de fans devotos en todo el mundo, Sonic the Hedgehog es más popular que nunca hoy en día, y estamos emocionados de poder asociarnos con Netflix, SEGA y Man of Action para entregar nuevas aventuras de Sonic para las audiencias de todo el mundo. Esta franquicia de lujo no podía estar más acorde a las capacidades de WildBrain y ya está inspirando cosas geniales en nuestros talentosos equipos creativos. Hemos atestiguado de primera mano la interminable popularidad de esta marca en la extensa y fuerte demanda global de nuestra biblioteca de series clásicas de Sonic. Esperamos con ansias poder traer contenido fresco y emocionante a los fans de Sonic tanto clásicos como nuevos.” 
  • Tomando como base el impulso generado por Sonic en el 2020 – y en el contexto de la celebración de los 30 años de la marca en el 2021 – Sonic Prime busca cautivar la imaginación de las audiencias entre 6 y 11 años, así como también a fans clásicos de Sonic de todas las edades, y dará la talla con la magnitud y epicidad de las aventuras que son sinónimo con la franquicia de Sonic. En el 2020, la película para cines Sonic the Hedgehog fue la número uno a nivel mundial en su fin de semana de estreno y permaneció en los primeros lugares a nivel global por semanas mientras rompía récords. Los productores SEGA Sammy y Paramount Pictures han anunciado una secuela a la película, que actualmente está en desarrollo.

Fuente: WildBrain

Podcast - La Hora del Erizo #148 - See ya later, Roger!

Sonic queda mudito... de momento
 

¡Vuelve un nuevo episodio de La Hora del Erizo, el podcast de Sonic Paradise! Si, hemos conseguido estar con vosotros dos meses seguidos, eso es un logro. Y es que este mes ha habido MUCHO de lo que hablar en torno al erizo. Comentamos sobre la despedida de la saga de Roger Craig Smith, el fuerte rumor de "Sonic Unlimited", la beta de Sonic 1 de año nuevo, y los recientes rumores de merchandising. 


Con Jack Wallace, Ash The Dragon, RACCAR, Nirmugen y Alpha 3.

Podéis encontrarnos en en las redes sociales:
Twitter
Facebook
Instagram
Nuestro perfil en Ivoox
Nuestro canal de youtube
Spotify

y en nuestros perfiles personales:
Ash the dragon
RACCAR
Jack Wallace
Nirmugen
Alpha 3


Encuentra este podcast también en
Canal de Youtube de Ash y RACCAR


Visitalos!
Canal de Youtube de Jack Wallace


Opción en video:



Opción solo audio:

Roger Craig Smith deja oficialmente de ser la voz de Sonic

 

El actor ha confirmado que ha dejado de ser la voz oficial.

A través de una publicación en su cuenta personal de Twitter, el actor Roger Craig Smith ha confirmado que ha dejado de ser la voz oficial en inglés de Sonic. Smith, quien interpretó al personaje en los videojuegos desde Sonic Colors (2010), agradeció a los fans por el apoyo, y si bien no dijo en la publicación que se refería directamente al erizo azul, la manera en que el mensaje de despedida está escrito lo deja más que claro:


"Bueno, 10 años fue un tiempo increíble. ¡Ahora hacia nuevos lugares! Mucho amor para todos los fanáticos que han sido tan amables. Ha sido un honor."

No se manejan más detalles sobre quién interpretará oficialmente al personaje desde hoy. Se espera que el anuncio oficial se dé en algún momento del futuro cercano.

Fuentes: Roger Craig Smith (Twitter), GoNintendo

Tika Sumpter volverá en la secuela del filme de Sonic, y revela locaciones

 

La filmación regresa a Vancouver y además se hará en Hawaii.

En el programa de televisión estadounidense Live with Kelly and Ryan, la actriz Tika Sumpter (Maddie en la película de Sonic) confirmó que regresará para la secuela, y afirmó que ésta comenzará a grabarse en marzo del 2021. Además, reveló que el filme se rodará en Vancouver y Hawaii.

La película original se filmó directamente en Vancouver, la cual hizo en el filme del pequeño pueblo de Green Hills en el estado de Montana. Además, la inclusión de Hawaii podría indicar que veremos nuevamente el mundo de Sonic, en alguna locación que recuerde a algún nivel similar a Green Hill Zone.

Fuente: SegaBits

Opinión: Sonic en Puyo Puyo Tetris 2

 


El erizo llega a este crossover de puzles como primer acto de celebración por su 30 aniversario.

 

Puyo Puyo Tetris 2 nos llegaba a finales del año pasado a modo de secuela del exitoso crossover que recibimos hace ya siete años, aunque en occidente no salió hasta 2017. Esta vez no ha habido que esperar tanto, lo que demuestra de paso que la serie Puyo Puyo parece que por fin está empezando a gustar por esta parte del mundo.

 

Puyo Puyo es, o debería ser, de sobra conocido por nosotros los fans de Sonic. Ya sea por el eterno Dr. Robotnik’s Mean Bean Machine, o por cameos como el que protagonizó esta serie en Sonic Mania. ¿Os costó mucho derrotar al jefe de Chemical Plant? No os preocupéis, porque ahora podréis entrenar todo cuanto queráis en el noble arte de eliminar puyos.

 

En el caso de Tetris sobran las presentaciones, y además se trata de una franquicia que ya ha tenido más de un encuentro con Sega en el pasado. Eso si, unos fueron más agradables que otros… En cualquier caso, las dos veteranas series de puzle vuelven a darse cita, y tal y como ya ocurriese con la primera entrega, desde el lanzamiento del juego podemos disfrutar de algunos elementos de la serie Sonic, como por ejemplo la opción que convierte a puyos y tetriminos en caras de personajes de la franquicia.

 

Un nuevo choque de titanes (del puzle).

Ya solo con esto podemos sentir que disponemos de un estupendo juego de puzles del erizo, ya que estas skins de Sonic aparecerán durante todo el juego cuando estén activas. Y en esta secuela regresaba la misma opción desde el primer día, pero hace unos días recibíamos con agrado una actualización gratuita que ampliaba aún más la presencia del erizo en el juego.

 

Ahora Sonic es directamente uno de los numerosos personajes seleccionables, lo que se traduce en poder verle a él y escuchar su voz mientras jugamos. También se han añadido avatares de otros personajes, incluido Eggman, lo que nos permitirá rendir homenaje al mencionado Dr. Robotnik’s Mean Bean Machine.

 

En el juego podíamos encontrar ya algún tema de Crush 40 perteneciente a entregas previas, pero ahora también se añade algún tema propio de Sonic para ambientar de fondo mientras jugamos. Todo esto ayuda a aumentar todavía más la sensación de estar jugando a Sonic de puzles, pues prácticamente podemos personalizar el juego entero para que tengamos esa sensación.

 

Sonic luce este bonito aspecto a lo Puyo Puyo.

Además, esta incorporación de Sonic no es algo casual, sino que se trata del primer evento lanzado este año para celebrar el 30 aniversario del erizo. ¿Podría esto significar que veremos a Sonic pasearse por otras franquicias? No cabe duda de que sería un añadido curioso e interesante a las celebraciones por su aniversario, y de paso incitaría a muchos fans a probar otras franquicias de Sega.

 

Naturalmente esto no quita que vayamos a tener los principales eventos de celebración previstos para este año, pues simplemente se trata de un pequeño extra añadido. En condiciones normales no haría falta ni mencionar tal obviedad, pero no está de más recordarlo viendo cómo se están tomado algunos la escasez de anuncios y noticias.

 

Finalmente queda por destacar que se ha confirmado que Puyo Puyo Tetris 2 seguirá recibiendo más contenidos en el futuro, lo que nos lleva a preguntarnos si habrá más cosas de Sonic. De momento estaría bien una especie de “Modo Mean Bean”, o quizá algún tipo de homenaje a los olvidados Sonic Eraser, o SegaSonic Bros.

 

La actualización incluye nuevos avatares, muchos de ellos de Sonic y compañía.

Si no sois habituales de los juegos tipo puzle, esta puede ser una ocasión de oro para probar suerte con el género. Puede que al principio se os haga algo extraño, pero si le echáis paciencia podéis quedar enganchados sin remedio. Si este es vuestro caso, os recomiendo empezar por los tutoriales y echar después unas cuantas horas al modo infinito, ya que es el mejor camino para convertirse en un maestro en esto de eliminar piezas de colores.

 

Además, así podréis pasaros sin problemas el jefe de Chemical Plant en Sonic Mania la próxima vez que juguéis, y estar de paso preparados por si tenemos cameos similares en el futuro. Recordad que Puyo Puyo es una de las franquicias más exitosas de Sega, hasta el punto de que es una de las más solicitadas para ingresar en Super Smash Bros. Por lo tanto, no está de más empaparse un poco de ella mientras descubrimos lo divertido (y viciante) que puede llegar a ser eliminar puyos.

 

Si queréis darle una oportunidad a este título, podréis encontrarlo disponible para prácticamente todas las plataformas actuales. Recordad que la actualización de Sonic es gratuita y ya está disponible, así que podréis disfrutar de su presencia desde el primer momento.

 

Sonic le devuelve el cameo a Puyo Puyo.

Esperemos que este año nos traiga mucho erizo, ya sea en juegos propios, o como invitado en otros. Y es que, si hay algo que todos los fans de Sonic tenemos en común ahora mismo, es sin duda un apetito voraz por recibir novedades sónicas. ¡Vamos Sega, que estamos esperando!

 

Las opiniones vertidas en esta columna son de exclusiva responsabilidad de quien las emite y no representan necesariamente el pensamiento de Sonic Paradise.